Jóvenes afrodescendientes que promueven los Derechos Humanos son reconocidos por la Embajada de Francia y la UNESCO

14 jul 2014

imageFoto: Diana Alemán

Los esfuerzos en el trabajo por los derechos humanos y la inclusión social de los y las jóvenes de la Red Peruana de Jóvenes Afrodescendientes – Ashanti Perú fueron reconocidos por la Embajada de Francia en el Perú en el III Premio de los Derechos Humanos “Javier Pérez de Cuéllar”. La implementación de la Escuela de Formación de Jóvenes Líderes Afrodescendientes, iniciativa apoyada por PNUD Perú, OEA Perú, Instituto Alameda y Amnistía Internacional, les valió el recibimiento de una mención honrosa en esta edición del premio.

”El objetivo de Ashanti Perú es seguir combatiendo el racismo, la discriminación y la pobreza afrodescendientes. La Escuela  busca potenciar el desarrollo de capacidades de los jóvenes afroperuanos para la promoción y vigencia de los derechos humanos. Eso mereció el reconocimiento del jurado,  mencionó Jean-Jacques BEAUSSOU, Embajador de Francia en el Perú.

La escuela contó con un programa de ocho meses intensos que contribuyó al desarrollo y formación de 40 jóvenes de las comunidades afroperuanas de Chincha, Pisco, Ica, Nazca y Acarí de manera presencial y virtual. Este reconocimiento es un gran estímulo  para el trabajo que realiza Ashanti Perú desde hace 10 años, destinado a  la generación de nuevos liderazgos que promuevan los derechos de la población afrodescendiente, el combate a la discriminación y el fomento de la identidad cultural, la construcción participativa de una agenda joven afrodescendiente con inclusión y el fortalecimiento de capacidades que los/as conviertan en agentes activos de su desarrollo.